Photo by Matthew Henry on Unsplash

BEHAVIOURAL SCIENCE · COMPORTAMIENTO · ANALOGÍAS

El poder de las analogías en el pensamiento estratégico

Una estrategia es cuestión de decisiones.

El éxito de una buena estrategia no son las ideas, los números, la investigación, los planes, ni los KPIs.

Jack Welch, exCEO de GE, decía que “la estrategia significa tomar decisiones claras sobre cómo competir”.

El éxito de una buena estrategia son las buenas decisiones que se hacen en el contexto estratégico; y éstas, dependen de su forma de pensar. ¿Cómo son sus asociaciones mentales?

¿Qué filtros o modelos mentales usa?

¿Cómo son sus procesos de razonamiento?

¿Cómo piensa?

Werner Heisenberg -premio Nobel de Física 1932- usó una analogía para crear su Principio de Incertidumbre.

Una noche oscura, mientras paseaba en un parque de Copenhagen, Heisenberg notó que el hombre caminando delante de él aparecía y desaparecía.

Bajo la luz del alumbrado público, que creaba charcos de luz y espacios de penumbra, el hombre caminando delante del físico aparecía (en cada lugar iluminado), desaparecía (en cada espacio oscuro) y volvía a aparecer (en el siguiente lugar iluminado). Heisenberg imaginó que, si un hombre con esa masa podía desaparecer y reaparecer entonces un electrón podía actuar igual.

Albert Einstein pensó visualmente en trenes y rayos para imaginar el problema de la relatividad del tiempo.

Referirse a la crisis de 1929 para explicar el problema económico que genera la pandemia, o hablar de la Peste Negra para explicar el COVID19 desde el contexto de salud pública, son ejemplos de analogías.

El marketing, los emprendedores, (incluso) los profesores de administración usan prácticas militares para hablar de negocios. Estrategia, tácticas, objetivo, guerra de guerrillas, conquista de mercado… Son analogías.

Una analogía es una “relación de semejanza entre cosas distintas”, o un “razonamiento basado en la existencia de atributos semejantes en seres o cosas diferentes” dice el Diccionario de la Real Academia Española.

Vuelvo a Einstein. ÉL no era el único pensando en la Teoría de la Relatividad. De hecho, David Hilbert era más matemático que Albert Einstein. Hilbert co-desarrolló la Teoría de la Demostración y la distinción entre matemática y metamatemática; pero -como él dijo- fue Einstein quien resolvió el dilema antes. ¿Cómo lo hizo? En palabras del divulgador científico Carlo Rovelli: “…Einstein tenia la capacidad de imaginar cómo funcionaba el mundo, él lo veía en su cabeza”.

Eisntein vió trenes y rayos.

Eisntein imaginó a un observador en un andén viendo un rayo caer en el primer vagón y el último vagón del tren. El rayo cae justo cuando el vagón central del trenpasa frente al observador. Para esta persona el rayo cayó en simultáneo. Pero luego, otro oservador está sentado dentro del tren. En el asiento de la mitad de todo. Desde su perspectiva, la luz del rayo de delante y detrás también tiene que viajar la misma distancia. Pero él esta dentro del tren en movimiento. Por ello, la luz del rayo en el vagón de atrás tiene que viajar más distancia hasta el observador. Debido a que la luz (del rayo delante y detrás) ha llegado en momentos diferentes, el observador dentro del tren solo puede pensar que los impactos no han sido simultáneos… primero delante, luego detrás.

Una estrategia es cuestión de decisiones; y las decicisones dependen de cómo Usted visualiza cada asunto. Los issues incómodos, ¿son problemas o son oportunidades?

Usted, cuando se enfrenta aun problema, ¿cómo lo ve en su cabeza?

COMUNICADOR · ESTRATEGA · ESCRITOR